Cámara húngara

Por Arturo Ortega Morán

Batalla de Berna, mundial de 1954

Nunca se sabe el momento, pero en los juegos de futbol los ánimos encendidos pueden llegar a estallar y convertir la cancha en un gran ring en el que los jugadores se agarran a cocolazos.

En estas grescas suelen intervenir entrenadores, masajistas, árbitros y hasta las botargas que también se dan con todo. Cuando así sucede, desde hace muchos años en México, solemos decir que se armó la cámara húngara.

Pero, ¿de dónde surgió esta expresión tan pintoresca? Empecemos con las hipótesis que se han planteado:

 

¿Se originó en el campeonato mundial de futbol de 1954?

Hay quien propone que el origen de la frase debe buscarse en el campeonato mundial de futbol que se efectuó en Suiza en 1954. En ese año, el equipo de Hungría era considerado el favorito para ser campeón ya que había ganado medalla de oro en los juegos olímpicos de Helsinki (1952) y luego tuvo una racha de ¡más de treinta juegos invicto! En este grupo brillaban nombres como: Ferenk Puskas, Nandor Hidegkuti y Sandor Kocsis, por mencionar a algunos.

En cuartos de final Hungría se enfrentó a Brasil y, sin ser sorpresa, lo eliminó al vencerlo 4 a 2. Pero la historia no habría de ser tan simple. Didí fue fauleado dentro del área y se marcó el penal. A pesar de eso, Brandaozinho golpeó con fuerza a Higdekuti y la reacción de los húngaros no se hizo esperar, en un momento todos estaban enfrascados en un pleito de grandes proporciones. Hubo golpeados, expulsados y con trabajos, el árbitro logró restablecer la calma.

Al terminar el partido, los brasileños se retiraban lanzando improperios a los húngaros. Puskas, que por lo visto era hombre de “pocas puzkas”, le zumbó un botellazo a Pinheiro dejándolo como alcancía y se volvió a encender la mecha. La batalla campal se extendió hasta los vestidores quedando varios heridos entre jugadores y directivos de ambos bandos, policías y aún aficionados.

A este triste episodio se le conoce en la historia del futbol como La Batalla de Berna y, según algunos, la participación de los húngaros dejaría como huella que de ahí en adelante, a eventos similares se les conociera como cámara húngara. No obstante, diría yo, ¿y por qué no cámara brasileña?

 

¿Fernando Luengas y su inventiva?

Varios fueron los cronistas deportivos que dejaron profunda huella en la época temprana de la televisión mexicana. Entre ellos: Fernando Marcos, Ángel Fernández, Gustavo Calderón y sin demeritar a los no mencionados  ponemos en la lista a Fernando Luengas.

Narradores de mil batallas deportivas, con estilos diferentes, todos grabaron a fuego en la memoria popular frases que les eran propias. Fue a Fernando Luengas a quien, cuando se armaba una batalla campal, se le oía exclamar “¡Se armó la cámara húngara!”. Lo hizo durante tantos años, que no es extraño que muchos crean que el origen de la frase se debe a la inventiva de este cronista.

Fernando Luengas nació en tierras tamaulipecas y llegó a la Ciudad de México con el deseo de convertirse en actor. Participó en radionovelas al lado de figuras como Arturo de Córdova y Pepe Gálvez. De especial relevancia para este artículo es saber que a finales de los años 60 ingresó a Telesistema Mexicano convirtiéndose en narrador de futbol, oficio que ejerció hasta su muerte el 2 de octubre de 1983. La mañana de ese domingo había narrado su último partido en la ciudad de Toluca.

Luis Miguel Aguilar, escritor de futbol, piensa que pudo ser que el ritmo frenético de las batallas campales le hiciera recordar la Rapsodia Húngara de Franz Liszt y de ahí la ocurrencia de acuñar la frase  cámara húngara.

 

Ni una ni otra

Las conjeturas de que la frase se originó en el campeonato mundial de 1954, y la de que es producto de la inventiva de Fernando Luengas, se derrumban con un par de notas publicadas por el diario mexicano El Universal:

El Universal, el 8 junio 1946, pag. 3, 1ª. Sec; Avisos a Tiempo:

Un juez de campo, llamado en dialecto pocho deportivo ´umpire´, tuvo un gesto bravo al expulsar de la cancha nada menos que al presidente y empresario de la Liga de Baseball. En otro terreno sería un acto de defensa de la autonomía del poder judicial. En el parque Delta parece que sólo fue bronca, tángano o cámara húngara.

El Universal, 8 oct 1946, pag. 21, 1ª. Sec; Saúl Torres vs. Tony Mar:

Al final del segundo round se armó una ´cámara húngara´ subiendo manager, policías, seconds, etc. al cuadrilátero y el manager de Mar golpeó a Saúl Torres.

Como se ve, nos fuimos a 1946, ocho años antes de que húngaros y brasileños se agarraran a ´catorrazos´ en la ya mencionada Batalla de Berna. Además, estas notas nos muestran que la frase no era exclusiva del futbol.

Por otro lado, como ya se dijo, Fernando Luengas inició su labor de cronista ya muy entrada la década de los 60, muchos años después de las referencias periodísticas.

Así las cosas, por simple inconsistencia cronológica, ambas conjeturas deben ser descartadas.

 

El verdadero origen

De particular interés es una nota que encontré en la edición del diario regiomontano El Porvenir, del 17 de diciembre de 1946; firmada por José Arrroyo Maldonado, cronista deportivo de AP:

Hubo reatazos en el partido Panamá contra Venezuela, ayer en Barranquilla. Allá en la América del Sur, hacer lío en el fútbol le llaman ´cámara húngara´. No sabemos que tienen que ver los húngaros con los catorrazos, pero diantres, cuestión de modismos… Aquí llamamos ´cafetera rusa´ a cualquiera que ya no sopla. Sin que esto sea una alusión al camarada Don Pepe Stalin.

Muy significativo el dato que nos dejó José Arroyo, ya que nos hace saber que la expresión no nació en México y nos remite a Sudamérica. No obstante, la referencia más antigua que he encontrado está en el libro cubano Grau San Martín, Gerardo Rodríguez Morejón, 1944:

 hay momentos en que parece que aquello va a terminar en cámara húngara, pero, afortunadamente, no sucede así. ofrendar sus vidas en aras de la libertad de Cuba, y por la exquisita delicadeza con que se condujo en todo momento. 

Pero sigue sin respuesta la pregunta: ¿y qué tienen qué ver los húngaros en este embrollo? Bueno, resulta que desde fines del siglo XIX y hasta las primeras décadas del siglo XX, la Cámara Húngara de Diputados, se hizo célebre por la enjundia con que celebraban sus sesiones y no pocas veces terminaron en gran trifulca. Consultando periódicos europeos y americanos de aquellos tiempos, abundan notas que así lo demuestran. A manera de ejemplo, citaré lo que se publicó en el semanario madrileño El Fusil, en su edición del 15 de junio de 1912.

Ya leerían ustedes la culebra que se armó en la Cámara Húngara hace pocos días. Gritos, silbidos, bastonazos, insultos a la presidencia, los guardias de orden público entrando al salón de sesiones y llevándose a rastras a cuatro, a diez, a veinticinco, a cincuenta diputados de la oposición.  Y como broche digno de tal libro, un diputado de los extraídos que logra escapar de la delega, y saltando por la tribuna de la prensa, le descerraja dos tiros al presidente y luego se pega el dos o tres y cae revolcándose en un charco de sangre…

 

Conclusión

La expresión cámara húngara que hoy usamos para referirnos a una gran batalla campal, principalmente en el ámbito futbolero, es una metáfora que evoca las grandes trifulcas que tuvieron lugar en la Cámara Húngara de Diputados desde el último cuarto del siglo XIX hasta las primeras décadas del siglo XX.

Esta metáfora aplicada al ambiente deportivo, nació en la primera mitad del siglo XX en Sudamérica o quizá en Cuba. Llegó a México en la década de los cuarenta y fue popularizada en el ambiente futbolero por el cronista Fernando Luengas.

Así se escribe la historia de una expresión que seguirá viva mientras, en los estadios, la pasión desenfrenada nuble el entendimiento dando lugar a la violencia colectiva.

Anuncios

29 comentarios on “Cámara húngara”

  1. Roger Ramos rhramosl dice:

    Excelente articulo, felicidades es una joya

    Me gusta

  2. Juan Carlos dice:

    Magnífico trabajo

    Me gusta

  3. Arq. Jehú dice:

    Excelente!!! Sabes? Siempre pregunté q rayos significa eso… Cámara Húngara.
    Y sí. Muchos recuerdan q en el fútbol mexicano se ha usado por años… pero muy buena información… ahora tenemos una mejor idea acerca de su origen.

    Aunque hay q reconocer q bien podríamos decir: “cámara mexicana” o “se armó el informe de gobierno” o “voto por voto, casilla por casilla”… jajaja.

    Eso de hablar de fútbol y política… ahí lo dejamos. Felicidades.

    Me gusta

  4. JCN dice:

    Muy buen articulo, trabajo con varios Hungaros y les pregunté si en hungría se usaba la misma expresión ” Hungarian Chamber”.

    Nunca la habían oido por lo que me dedique a buscarla. El artículo ha sido bastante útil.

    Saludos y gracias!!

    Me gusta

  5. Fernando Alvarez dice:

    Totalmente cierta y Don Fernando luengas la popularizò,ya que Èl y Don F.Marcos,aparte de sabedores de Fut,eran unos personajes sùper cultos,y me imagino que leyendo tanto como leìa,pos de ahì agarrò la frase. Felicidades,gran investigaciòn.

    Me gusta

  6. alejandro poblano dice:

    excelente documental. siepre tuve el deseo de saber que era la camara hungara

    Me gusta

  7. Muy interesante el artículo, bien documentado y con una redacción agil y amena. Me quedo con la conclusión del autor.

    Me gusta

  8. […] de la monarquía. Después de esto –y con ayuda de la calentura del partido- se armó la “cámara húngara”, en la que Jesús Corona agredió con un cabezazo al preparador físico del Morelia.Lo peor de […]

    Me gusta

  9. The Daily DG dice:

    Encontré el artículo al ver la expresión en la cobertura del Morelia-Cruz Azul del domingo, sin saber qué significaba (quizá por ser sudamericano, justamente). Excelente pieza, gracias por la información.

    Me gusta

  10. adrian dice:

    Wow que buena referencia, nunca habia prestado atencion a la historia y procedencia de esa frase hasta hoy q conoci a una chica hungara jaja y como buen aficionado al futbol me hizo recordar dicha frase e indagar en sus origenes, muchas gracias a la persona que se encargo de recapitular toda esa informacionn 🙂 hasta para ligar sirve :d’haha buen dia a todos

    Me gusta

  11. Anónimo dice:

    ¡Excelente! Muchas gracias por investigar y compartir. Y, por si fuera poco, el estilo fresco y muy ameno. ¡Felicidades!

    Me gusta

  12. Elmer dice:

    Es creible el argumento, me parece muy interesante

    Me gusta

  13. mILTON pEREDO dice:

    YO, TAL EXPRESIÓN LA OÍ DECIR EN LA LUCHA LIBRE A PESAR DE QUE CASI NO SOY AFICIONADO A DICHO ESPECTÁCULO PERO PIENSO QUE DICHA EXPRESIÓN ALLÍ ES DÓNDE ES MÁS ADECUADA O SEA: DE PRONTO EMPIEZAN A GOLPEARSE TODOS ENTRE SÍ Y EL CRONISTA GRITA: ¡ SE ARMÓ LA CÁMARA HUNGARA !

    Me gusta

  14. Anónimo dice:

    Excelente artículo, felicidades.

    Me gusta

  15. Anónimo dice:

    Resolviste mi duda de hace años!!

    Me gusta

  16. Un artículo excelente con muchos datos interesantísimos. Algo más que aprender y despejo mis dudas. Gracias.

    Me gusta

  17. Fermín Díaz Barriga Bautista dice:

    Buen aporte a mi acervo cultural, gracias

    Me gusta

  18. banda ismael dice:

    solo que te felicito ya que el travajo de investigacion es exelente, yo abri una pajina para ver dichos y fraces mexicanas , pero no esta esta ,por que?? saludos

    Me gusta

  19. Pablo Fernández dice:

    Excelente artículo lo felicito

    Me gusta

  20. oscar dice:

    Es curioso cómo funcionan nuestros actuales medios de comunicación: a cinco años de escrito tu artículo, tengo oportunidad de comentarlo. Claro está, positivamente.
    Te felicito por la claridad de la exposición y la exhaustividad de tu investigación, y aprovecho para aportar un dato adicional. Los alemanes que trabajaban en los campos de concentración, al menos en Auschwitz, reconocieron que así le llamaban a la acción consistente en recibir de los trenes cantidades enormes de prisioneros y disponer a los no aptos para trabajar (la mayoría) a las cámaras de gas. Este dato es obtenido de la declaración de un oficial de la SS, encargado de esas labores, sometido a juicio por su participación en el exterminio de trescientos mil prisioneros.
    Yo pensaba que ellos habían inventado el término ahí, pero gracias a tu artículo, veo que no, que era una terminología usada desde muchos años antes.
    Saludos desde Guadalajara, Jalisco.

    Me gusta

  21. Victor dice:

    Magnifico artículo y bravísimo por la esplendida erudición e investigación de su autor.
    Hace muchos años tenía la inquietud de conocer el origen de la expresión y ahora, gracias a esta amena lectura, aprendí un poquito.

    Felicitaciones y mi reconocimiento al autor.

    Me gusta

  22. Anónimo dice:

    Qué maravilla! Gracias por regalarnos unos momentos de lectura familiar en voz alta mientras gritamos PENAL!!!

    Me gusta

  23. !Qué bárbaro! Estupendo artículo. Estas son las cosas que le hacen el día a uno. Gracias!

    Me gusta

  24. Luis Flores dice:

    Al buscar otro tipo de datos en internet, encontré este artículo. No tengo a la mano ningún documento que verifique lo que tengo que decir, pero eso de lo que tratan de explicar va a la par de expresiones como “ensalada macedonia” o el sustantivo “algarabía”, esto es palabras que quieren dar la idea de muchedumbre ruidosa con movimientos erráticos. Yo creo que la expresión es de suyo muy antigua. Desde hace mucho, he oído la palabra “húngaro” en expresiones como “vestido húngaro”, esto es de estampado colorido. Su página me parece interesante. Les envío Saludos.

    Me gusta

  25. Ulises vazquez dice:

    Excelente e inmejorable articulo. Soy in apasionado del origen de las palabras y expresionrs

    Me gusta


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s